“Con la inteligencia emocional he logrado propósitos que yo veía inalcanzables”

 Desarrollar mi inteligencia emocional me ha permitido lograr propósitos

Cristina Parrado, al igual que otras personas, se encontraba en un momento muy díficil a nivel profesional y esto le afectaba en su ámbito personal. No se reconocía. Necesitaba un impulso y decidió buscar ayuda. Le hablaron muy bien de Carmen Sánchez, de su experiencia en temas de inteligencia emocional, de ayudar a tomar conciencia y resolver “nudos” y hoy en día se siente muy afortunada de haber trabajado con ella en su desarrollo emocional.

-¿Cómo definirías el estado en el que te encuentras ahora mismo?
Me encuentro en un estado de madurez, de felicidad, de aceptación, de satisfacción, y cuando me dejo llevar un poco sale mi parte insegura e irritable, pero he aprendiedo a tomar conciencia y eso me ayuda mucho a volver a los estados anteriores.
-¿Cuánto tiempo llevas con Intelema?
Contacté con Carmen hace 4 años, en abril del 2014, porque la conocí a través de un antiguo compañero de trabajo
-¿Recuerdas cómo fue la primera sesión? ¿qué descubriste sobre ti? 
Recuerdo que no entendía nada. Era una sensación rara y eso me suscitaba mucha curiosidad. Su manera de conversar sobre mis conflictos era diferente a lo que yo había experimentado en otras ocasiones, porque al final de la conversación yo dejaba de darle tanto peso al problema.  Ahora entiendo que mi ego se reducía al mínimo. Descubrí que mi forma de relacionarme con el mundo no me favorecía y yo misma no era capaz de ver mi potencial.
-Continúas con sesiones en remoto. ¿Cómo es una sesión de este tipo?
Es muy fácil. Al principio pensé que no sería tan eficaz como hacerlo en persona pero todo lo contrario. Empezamos con sesiones por Skype de quizás una hora o así, y cuando me sentía confundida Carmen me decía que podía contactar con ella, aunque fuera 5 minutos, de hecho, incluso era importante para reforzar las sesiones, así que se convirtió en una ventaja. Ahora nos escribimos y hablamos a veces un ratito. La verdad es que admiro su disponibilidad, adaptabilidad y sinceridad cuando no puede.  Me hace sentirme más libre para contactar cuando lo necesito.
-¿De qué forma trabajas con Carmen?
Al inicio teníamos sesiones más largas. Me habló de las bases de la inteligencia emocional y a través de un ejercicio tomé conciencia de mis potenciales. A partir de ahí, trabajamos en el desarrollo de ellos. Fue un momento muy importante dentro de mi trabajo con ella, porque  conocer mis potenciales me ha ayudado a transformar situaciones difíciles y mejorar mucho mi comunicación con los demás.
En otras sesiones hablamos de temas concretos. Siempre me ayuda a ver con claridad qué es lo que me lleva a un estado emocional que me perjudica. Consigo conocer mi verdad y me ayuda a realizar acciones que son coherentes. Eso me hace sentir bien, segura, con confianza, con mayor autoestima y muy serena. Me ayuda generalmete a encontrar una acción que resuelva mi conflicto. O simplemente a aceptar un hecho.
-Y a raíz de esto, ¿qué aspectos de ti han mejorado?
Siento que me conozco mejor a mí misma. He aprendido a aceptarme cuando no controlo mis emociones en ciertos momentos, y eso me ayuda a mejorar mi equilibrio emocional. Mi autoestima ha aumentado, tengo más confianza, he aprendido a decidir sin culpabilidad. A nivel professional he dado un giro muy grande. He disfrutado de mi trabajo, he aumentado mi motivación, mi confianza e incluso desarrollado habilidades que pensaba que no tenía. A nivel interpersonal, he tomado conciencia de qué acciones me llevan al conflicto y he mejorado mi comunicación con los demás, además de aprender a no gestionar más que mis propias acciones.
-Todavía continúas con Intelema, ¿qué beneficios te aporta la inteligencia emocional? 
Desarrollar mi inteligencia emocional me ha aportado tranquilidad en mi vida, seguridad, alcanzar logros personales y profesionales, así como conseguir propósitos que yo veía inalcanzables.
-¿Has notado cambios en tu entorno favorables?
Totalmente. Mi entorno ha cambiado, mi relación con los demás ha cambiado. Mi manera de relacionarme ahora es más saludable, más armónica. Siento que he mejorado mi empatía con los demás y mi comunicación está más basada en el respeto por ellos y por mí misma, en general, es más positiva y menos estresante.
-¿Seguirás con Intelema en un futuro?
Me gustaría estar siempre en contacto con Intelema, en especial con Carmen.

Deja un comentario